13/10/07

Los activistas de ASEAN piden a la Unión Europea sanciones urgentes contra Birmania


La Red Alternativa ASEAN en Birmania, hace hoy una llamada urgente a la Unión Europea para cumplir su promesa e imponer sanciones económicas contra la Junta Militar Birmana (SPDC).

"El pueblo de Birmania ha arriesgado sus vidas en pacificas protestas contra la política económica y el mal gobierno de SPDC. Ahora es tiempo de que la UE y la comunidad internacional envíen un mensaje inequívoco al SPDC, que los asesinatos contra monjes y civiles desarmados son absolutamente inaceptables" dice Debbie Stothard, coordinadora de Altsean-Burma, el grupo regional de derechos humanos

"El régimen esta usando la diplomacia para contener las presiones internacionales, para hacer continuar un circulo vicioso de desgaste contra los monjes y civiles. Las sanciones son un claro mensaje de la UE, que acabara con los subterfugios del régimen. De otra manera, el supuesto apoyo a la democracia y a los derechos humanos de los europeos se habrá quedado en pura retorica y en una pose diplomática"

"La EU tiene una oportunidad importante que puede afectar realmente a un cambio en Birmania, ya que ahora SPDC esta económicamente vulnerable. La Junta no tendrá opción, no dialogara políticamente con el movimiento por la democracia o los grupos étnicos si no existen sanciones económicas ," enfatiza Ms Stothard.

El 25 de Septiembre, la UE dijo a la SPDC que haría sanciones económicas contra el régimen militar si no se paraba la violencia contra los civiles. Al día siguiente, SPDC lanzo un violento ataque contra la población civil y los miembros de la Sanga Budista, que llevaban su noveno día de protesta consecutiva, contra un régimen militar opresivo. Más de 3.000 monjes y civiles fueron detenidos, y muchos más continúan siendo detenidos, la mayoría en cárceles o campos secretos. Al menos 138 han sido asesinados, incluyendo monjes, y el fotógrafo japones.

La reacción violenta de SPDC continua. En Kyaukpadaung Township NLD, el miembro Ko Win Shwe murio como resultado de la tortura durante el interrogatorio en Plate Myot Police Center cerca de Mandalay. Aquellos que han sido liberados, de los diferentes centros de detención, relatan el horror al que fueron sometidos: sin agua, sin comida, sin tratamientos médicos, en condiciones sanitarias inhumanas. Los manifestantes están siendo torturados, los monjes se ven obligados a abandonar los habito o morir.

"Ahora es tiempo para la UE de poner su dinero donde puso la boca. Si los Europeos no tienen la determinación de mantener la presión, le darán al resto del mundo una excusa para acabar con Birmania" dijo Ms Stothard.


Fuente: Birmania por la Paz

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, no hagas comentarios insultantes o injuriosos, ni difames o acuses de faltas o delitos no probados

Cristóbal Cervantes
espiritualidadypolitica@gmail.com