1/12/07

PP y extrema derecha: ¿divorcio a la vista?

Una de las anomalías del sistema política español es la falta de una derecha liberal al estilo europeo y la no existencia de una extrema derecha electoralmente fuerte como hay en casi toda Europa. La explicación hay que buscarla en la originalidad del Partido Popular, un partido que surge de las entrañas del franquismo y que ocupa todo el espacio electoral desde el centro derecha a la extrema derecha.

Zapatero reflexiona sobre este tema en el libro de Suso de Toro "Madera de Zapatero. Retrato de un presidente", del que ya hemos publicado una referencia en este blog. Dice Zapatero que a la democracia española le falta una derecha liberal. "Tenemos una ventaja, no obstante -siempre tiendo a ver las cosas positivas-: con este PP no hay extrema derecha. Todos los países tienen hoy una extrema derecha. Cuando con este PP tenemos hoy una derecha muy derecha, pero no hay extrema derecha. ¿Cuál es la mejor opción? No lo sé, no lo tengo claro."

Luis Solana
parece que lo tiene más claro. En su blog prosocialista anima a "ayudar a la Cope", la cadena de radio propiedad de la Conferencia Episcopal, porque "lo que pretende la COPE es muy claro: o el PP se convierte en un partido de extrema derecha o aparece un partido de extrema derecha. Pero para que eso sea una realidad que se materialice en el próximo marzo, hay que ayudar". "En España estamos a dos dedos de que aparezca un partido de extrema derecha que permita que el PSOE gobierne muchos años. Todo gracias a la COPE y sus amigos".

En efecto, no solo la Cope, hay muchos otros medios de comunicación que pretenden lo mismo, el Grupo Intereconomía con todos sus medios en prensa (semanario Época y Alba como destacados), radio, televisión, Internet y otros estaría en la misma línea. Aunque en Internet es donde destaca una amplia gama de portales ligados a esta línea política, con Libertad Digital a la cabeza.

Sumado a todo ello, se ha creado una masa crítica que apoyaría esta opción y que estaría encabezada por el presidente de la AVT, Francisco José Alcaraz, que se ha convertido en el líder natural de todo este magma social y mediático. En efecto, con Alcaraz se sienten cómodos todos los grupos de extrema derecha política y cuenta con el apoyo decisivo de la Cope.

El PP ha mantenido todo este entramado en su seno en esta legislatura porque ha sido rehén de su estrategia, la fantasmagórica teoría de la conspiración, la supuesta unión de intereses entre ETA y el PSOE, la desintegración de España y el anticatalismo, la revolución moral que a su entender supone los matrimonios entre homosexuales o las investigaciones con células madre, etc, son todos aspectos que han mantenido unido a todo este grupo y el PP. Pero ahora Rajoy se ha dado cuenta, demasiado tarde, que con esa política y esos aliados no ganará las próximas elecciones de marzo, y está girando su acción política hacia el centro, alejándose de los que han sido sus apoyos en estos años.

La Cope ya avisó en las elecciones catalanas, o el PP hace lo que ellos dicen o no piden el voto para el PP, la víctima fue Josep Piqué que ha terminado dejando la política. En estos momentos el objetivo de esta derecha representada por la Cope es Ruiz Gallardón, si Rajoy lo sitúa de número dos de su candidatura y por tanto posible sucesor, le declararán la guerra, Gallardón es demasiado "centrista" para ellos. Prefieren sin duda a Esperanza Aguirre que los ha apoyado siempre.

Por tanto los próximos meses serán claves en este posible divorcio entre el PP y la extrema derecha. Las Nuevas Generaciones del PP se están decantando por la línea dura, el PP se está distanciando de Alcaraz y la AVT, la Cope no tiene claro que Rajoy sea su hombre y lo llaman "maricomplejines", y la probable derrota del PP puede abrir la caja de los truenos.

¿Qué opinas de todo esto?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, no hagas comentarios insultantes o injuriosos, ni difames o acuses de faltas o delitos no probados

Cristóbal Cervantes
espiritualidadypolitica@gmail.com