13/7/11

La base se está moviendo, por Ángeles Román

Compartimos este maravilloso artículo de nuestra amiga Ángeles Román, poeta y filósofa. Con este artículo el blog Espiritualidad y Política termina la temporada y va a estar un mes de vacaciones, no se volverá a publicar nada nuevo, salvo imprevistos, hasta mediados de agosto. Gracias por estar ahí, nos vemos a la vuelta.

El movimiento 15 M está escribiendo la historia, es un movimiento pacífico, lúcido, y es también un suceso revolucionario que nos muestra que la situación estaba y está en tensión, y toda tensión tanto en la vida comunitaria, laboral o de relaciones personales, implica estiramiento y ruptura, para luego reorganizarse bajo otros parámetros.

La historia de la humanidad nos habla de una sucesión de poderes, y cuando estos han oprimido a los pueblos, se han gestado lentamente movimientos liberadores, yugo y libertad. Pero detrás de dichos sucesos siempre existió un pensamiento dominador lejano al bien común.

Nuestra época está marcada por un extremo capitalismo deshumanizado, estamos hablando de seres humanos enraizados en un pensamiento- modelo- acción, que se sostiene por el dualismo dinero-poder.

Aldous Huxley pronosticó la dictadura perfecta con apariencia de democracia, “Una cárcel sin muros donde nadie quiere irse, ya que gracias al consumo y al entretenimiento los esclavos sienten amor a la esclavitud”. Pero la esencia de este modelo extremo llegó a tal punto, que se ha producido un estallido ante tanta opresión, donde ya está lejos la comodidad, el conformismo y la aceptación.


Las ideas y tendencias que han dominado y marcado esta época, no han sido las mejores necesariamente, han sido las que se han difundido masificadamente, siendo sustentadas por el dinero-poder y muchas ideas buenas que no tienen medios para transmitirse, han quedado en los sueños de emancipación personal.

Pero las propuestas del (DRY) y el movimiento 15 M han viajado por la red, son las ideas de seres anónimos y despiertos que creen en las utopías, y para ir hacia un lugar que no existe, primero hay que creerlo y crearlo.

La sociedad salió del ostracismo, los españoles comprendieron que el individualismo es irreal, que los que caen son seres humanos a diestra y siniestra, que la desidia es encierro y que el compromiso comunitario y la unión es un flujo solidario, similar a todos los sistemas que reinan en la naturaleza.

Ahora bien, sabemos que este sistema político es piramidal, que los políticos están por debajo del vértice de la pirámide, también sabemos que están comprometidos con los grupos del poder que sustentan la punta, pero la base se está moviendo y la estructura puede derrumbarse.

Esta base, este movimiento, tiene otro sueño, además del de manifestarse y reclamar, y es el de generar nuevas estructuras para que exista un orden diferente, más justo y solidario, del pueblo y para el pueblo. Cuánto durará la tensión, cuánto la reorganización, no lo sabemos.

Para que esto se produzca, la lucidez de los ciudadanos es fundamental, el salir de las etapas adolescentes e imbuirse de una información real, que no sea tendenciosa ni manipuladora.

El medio presiona sobre nuestra incapacidad, y todos somos responsables en mayor o menos medida de lo que nos sucede.

El no regresar a los hábitos anteriores, es vivir con un estilo de vida consciente, sobre una sólida base ética, donde un sano boicot al sistema imperante, nos llevaría a dar lugar a las prioridades de la vida y el ejercer un consumo responsable sería la norma.

El cambio debe ser nuestro, si nos damos cuenta como especie del tremendo individualismo reinante, si nos damos cuenta que somos parte de un Todo, entonces seremos capaces de que este sistema piramidal se convierta en un sistema horizontal, como una enorme red, donde el flujo de bienes circule por todas sus lianas y nudos.

La base se está moviendo, allí están los ciudadanos despiertos y también los miles de seres excluidos del sistema, al igual que un organismo viviente, en donde cada célula cumple su función, según su morfología dentro de su sistema y a su vez todos los sistemas trabajan en equilibrio para sostener ese organismo, es desde allí que los miles y millones deberían nuclearse en organizaciones creativas y ecológicas, agruparse según sus capacidades en un sistema horizontal, saber que integran un sistema de pertenencia, a la espera de un desarrollo, donde prioridades y bienes serán generados y circularán equilibradamente en beneficio de todos.

Con la sigla M 15 se ha denominado también a un cúmulo formado por miles de estrellas brillantes con un núcleo denso y luminoso en la Constelación Pegaso de nuestra Vía Láctea, que nuestro movimiento M 15 sea el corazón luminoso que se extienda a toda la tierra e ilumine y anime el núcleo espiritual que habita en cada ser humano.


Enlace a todos los artículos sobre Democracia real ya y el 15M en el blog Espiritualidad y Política

Enlace a todos los artículos de Ángeles Román en el blog

2 comentarios:

  1. Chapeau, tenemos que compartir en todas las redes, físicas incluidas esta potente idea para que no decaiga y seguir con las acciones colectivas, no va a ser fácil, pero algún valiente y honesto humano decidirá ser político (la mayoría pasamos) y cambiar las oosas bajo el signo de la ley.

    ResponderEliminar
  2. Vistazo rápido a este artículo subrayado:
    http://webnotes.net/?BgMZfL

    Saludos

    ResponderEliminar

Por favor, no hagas comentarios insultantes o injuriosos, ni difames o acuses de faltas o delitos no probados

Cristóbal Cervantes
espiritualidadypolitica@gmail.com